"Boda 2010"

Se quedó para vestir santos

Seguimos sumergidos en estas construcciones sociales que nos dictan cómo debe de ser nuestra vida…sobretodo aquellas que están alrededor de las relaciones de pareja.

Saúl Peña Rosas [i]

Revisando mi facebook, me encontré con una publicación donde se relataba que el actor Andrés García a sus 79 años de edad, se encuentra solo, triste y abandonado. Lo que en realidad se cuestionaba en ese post, era cómo un tipo que mediáticamente fue conocido por ser un auténtico casanova, galán, seductor y descaradamente mujeriego, pudiera estar sólo.

El mensaje por quien publicaba en la mencionada red social, intentaba llevar al lector a la reflexión, principalmente a los hombres, acerca de lo importante que es hacer una vida en pareja y dedicarse en cuerpo y alma sólo a esa persona, con la que decidiste compartir tu existencia.

Y para cerrar con broche de oro, la autora remató diciendo “quedarse soltero tampoco es una opción sana de vida”. Según ella, porque siempre debe de haber alguien que te arrime un jarro de agua cuando seas viejo.

Esto último fue lo que ocasionó que esas ideas retumbaran mi cabeza y me motivó a escribir estas líneas. Lo quiero abordar en esta ocasión, es la manera incesante en como seguimos sumergidos en estas construcciones sociales que nos dictan cómo debe de ser nuestra vida, en una sociedad donde imperan cientos de roles establecidos. Sobretodo aquellos que están alrededor de las relaciones de pareja.

Seguimos emitiendo juicios acerca de la decisión personal de la gente, respecto a relacionarse, casarse, juntarse, o decidir estar solos.

Si hay algo que no nos encaja, no nos llena, o nos hace ruido, casi en automático hacemos comentarios acusatorios que por lo general, sólo exhiben y señalan a las personas. Emitimos juicios por sus supuestos “errores o fracasos” en las decisiones personales de querer compartir la vida con alguien o no.

Composición digital, archivo Imagen99

De alguna manera hemos sido educados para formar una vida en pareja, tener hijos y que el ciclo se repita. Pero, ¡ay de aquel que no quiera seguir esta tradición! porque, ante los ojos de los demás, algo malo se gesta en su cabeza. Es decir, ir en contra de lo establecido es simplemente no encajar, no ser parte de este engranaje, ser un rebelde sin causa, o se sentencia con la pregunta:

¿Por qué una persona quisiera pasar su vida sola o solo, sin tener hijos?

Esa es una decisión muy personal que debería de ser respetada; sin embargo, no es así, aunque ya se han realizado diferentes estudios que muestran que vivir sólo, brinda la posibilidad de tener una mejor calidad de vida y una mayor estabilidad emocional. Esto dicho por la psicóloga estadunidense egresada de la universidad de Harvard, Bella DePaulo, la cual ha dedicado más de una década al tema de la soltería.

La soledad permite la posibilidad de un mayor crecimiento y desarrollo psicológico que el de las personas casadas, que en realidad son más propensas a aislarse y retraerse que sus contrapartes.

Sé que hasta este punto de la lectura muchos tendrán su propia opinión al respecto, algunos a favor de las relaciones de pareja otras en contra, pero lo más importante a señalar es que, cualquiera que fuese nuestra de decisión de cómo queremos vivir, en pareja o en la soltería, debe de ser algo netamente personal y no una imposición social.

"Boda 2010"
Fotografía: archivo Imagen99

O se han preguntado cuántas personas han decidido vivir en pareja o casarse, sólo por la presión social que ejerce muchas veces la familia o los amigos. Y si no lo creen, basta con recordar algunos de los viejos dichos que aún están vigentes: “Ya se quedó para vestir santos”, “ya se le fue el tren”, “hombre soltero y maduro, maricón seguro”, “chivo brincado chivo quedado”, “a ti, cupido simplemente no te ve”. Esto, por mencionar algunos.

La constante necedad de encontrar a nuestra media naranja, aveces condena a la gente a compartir la vida con alguien que nunca imaginó, pero ante los ojos de los demás se cumple con el rol establecido, y muchas ocasiones, en honor a esta institución llamada “familia”, se pueden pasar años con alguien que de verdad no se desea. Por lo contrario, cuando dos personas son capaces de permanecer juntos, porque han llegado a buenos acuerdos que les permite seguir unidos, ¡Excelente!

Considero que ambas maneras de vivir la vida tienen sus propias satisfacciones, dependiendo de cuál sea nuestro proyecto de vida. Si decidimos por voluntad propia casarnos o compartir nuestra vida con alguien y eso nos llena, pues ¡caramba enhorabuena! Por lo contrario, si hemos resuelto transitar por este mundo, solos; empecemos por respetar a quien así lo ha decidido.

Los prejuicios están en todos lados y por muchas cuestiones, hoy me quise centrar en esta situación, porque cada vez conozco más personas que han decidido no casarse ni vivir en pareja, ni tener hijos, y eso no los hace personas malas o indeseadas. Algunas de ellas se muestran muy satisfechas con su vida y con la libertad de hacer lo que les plazca.

Por otro lado, para quien le ha funcionado estar casado o vivir en concubinato y disfrutar de sus hijos, ¡Genial! ¡Qué bueno! Lo único que pretendo señalar, es la importancia de respetarnos como personas, cualquiera que sea nuestra elección de vida.

O ¿No lo creen así?

[i]Saúl Peña Rosas es Licenciado en Comunicación y Cultura por la Universidad Autónoma de la Ciudad de México. Autor de diversos relatos y su primera novela El día de tu muerte.

Siguenos
Twitter
Visit Us
Follow Me
Instagram

11 comentarios en “Se quedó para vestir santosAñade los tuyos →

  1. Totalmente de acuerdo, cada quién es libre de decidir si desea vivir en pareja o estar solo. Creo que antes estaba más marcado ese rol social de tener una familia pero ahora ya no tanto.
    Saludos.

  2. Es muy interesante lo que plantea, es verdad que cada quien es responsable de su felicidad y de con quien lo comparte. Pero mi opinión y repito que es mi opinión seria que antes de cualquier cosa, antes de compartir tu vida con alguien o no deberíamos de aprender querernos y cuando podamos aprender eso podremos estar bien e incluso romper roles sociales.

  3. Excelente texto, me parece que cada quien es libre de elegir con quien vivir, en pareja o sin ella hay que romper todos eso prejuicios y más en la familia ya que siempre vienen esas palabras de ellos.
    Saludos. 👋

  4. Excelente texto me encanto ♥️
    Todo lo que escribiste es cierto y estoy de acuerdo que cada quien vive como quiere ya sea con una pareja o solo, nadie tiene porque juzgarte y menos la familia.

  5. Cada quien decide y es libre de elejir lo que le haga sentir feliz y satisfecho es su vida . sin dar importancia a los malos comentarios.

  6. Estoy de acuerdo, en la actualidad, ya se ven más personas jóvenes viviendo solas o con un perro, sin la necesidad de contraer matrimonio y la sociedad, lo está aceptando y que bueno que se inicie con esa aceptación y respeto.gracias Saúl.

  7. Que sería del mundo sin la diversidad de pensamiento?, aunque es verdad que socialmente nos programan desde la familia a seguir ciertos patrones sociales, manipulandonos o conscientemente, considero que el ser humano en general vive sus etapas sin pensar mucho en el futuro y cambia de opinión constantemente, cuando se es chico quiere ser grande y tener una novia bien bonita y cuando es grande qiuere regresarse, y esto obedece al patrón social, quién rompe estos patrones lo tachan de inadaptado y quién los sigue se dá cuenta que no esta satisfecho en muchas ocasiones, pienso que no hay una receta para saber lo que es mejor o es peor, es cuestión de experimentar sin dañar porque hasta que no estás en la olla te das cuenta del hervor y eso es muy difícil, por eso andamos por la vida a prueba y error, en mi caso particular si no hubiera conocido a mi novia con la que estuve 10 años y después casarme y tener hasta hoy 20 años juntos, mi vida sería otra completamente, ella fue un manantial para que yo no me volviera adicto, estuviera en la cárcel o muerto quizá por las andanzas tan absurdas que tenía cuando más jovén, sin embargo nunca me quitó lo alcoholico, jajajaja, salud!!!, Felicidades por el texto, es cuestión de lo que desea cada quién y tú estás seguro(a) de lo que quieres? Saludos.

  8. Me gustó y me pone a pensar en que la sociedad hay persona que están muy serrada de mente y otras que les gusta informase y abrirse a cosas nuevas como el probarse así mismo en si puede o no lograr sus metas estando a compañado o no y como sentirte en paz en uno mismo y la satisfacción de que puede dar una opinión al respeto.

  9. Cuestionar lo cuestionable, ya se puede pensar que el universo, la naturaleza, o los dioses en que crea libremente cada ser humano, están cambiando la forma de reproducción , y en algunos casos, disminuyendo la tasa de crecimiento , buena temática, mejor planteamiento. TEN SALUD 🖖

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Twitter
Visit Us
Follow Me
Instagram